News de Socios

Solimin: Un servicio, sobre todas las cosas

0

Años de trayectoria, reconocidas marcas internacionales, un premio a la Calidad y la visión de expandirse por Cuyo. Sin embargo, lo que más resaltan en la empresa es el servicio.

Solimin es una ferretería industrial que nació hace siete años en la Provincia de San Juan para atender al sector minero y, hoy por hoy, también atienden al rubro de la construcción, la industria y el agro. “En realidad, trabajamos con toda empresa que tenga un empleado. Podemos decir que un 90% de las empresas que están dedicadas a la minería son nuestros clientes. La industria minera representa el 70% de la facturación de Solimin”, precisa Luciano Guglielmini, propietario de la empresa que inició junto a un socio y hoy la lleva adelante solo.

Las marcas líderes como 3M, Libus, MSA y Kimberly Clark apostaron a Solimin, incluso aquellas que por varios años habían decidido no abrir una cuenta en el país. “Hemos vendido algo a la provincia de Salta y estamos cotizando y vendiendo a mineras del Sur. Esto lo logramos porque participamos mucho en ferias y reuniones de negocios, y nos invitan a cotizar”, comenta Guglielmini.

Algo innovador, desde que nació Solimin, fue el delivery y eso la hizo ganar varios clientes. “Tenemos un servicio técnico que está al día en las novedades y al ser sanjuaninos nos da un plus en cuanto al desarrollo de proveedores”, precisa. En la empresa trabajaban trece empleados y desde hace un mes se incrementó en un 30% el personal porque se instaló un local para ventas mayoristas en la provincia de Mendoza.

“En Mendoza atendemos a varias industrias y la petrolera es una de ellas. El depósito lo seguimos armando, de a poco, pero con ganas. Debo decir que esta decisión de expandirnos fuera de la provincia la tomamos hace unos seis meses y también estamos en San Luis”, detalla el empresario.

La visión de negocio de Guglielmini va más allá y ya está pensando en cómo armar un mini taller propio de ropa de trabajo. Actualmente, este servicio es tercerizado y si lo hace la empresa produciría más prendas con menor tiempo de entrega. “No hablamos de un taller grande, sino de tener unas cuatro máquinas y eso nos permitiría bajar los tiempos de respuesta ante los requerimientos”. Para lograr esta meta, el dueño de Solimin evaluará la posibilidad de acceder a una línea crediticia estatal.

“La idea nuestra es prestar un servicio, no lo vemos como que entregamos un producto que lo vende cualquiera. El servicio es la respuesta de por qué nos eligen nuestros clientes en lugar de los competidores que puedan venderle al mismo precio o más barato”

PREMIO A LA CALIDAD

Un dato lo explica todo. “Tenemos casi un 100% de repetición de compra”, dice Guglielmini. Esta es la respuesta del cliente y el eco llegó al Gobierno de San Juan que este año le entregó el Premio a la Calidad. “Hubo 33 empresas en la nómina. Es la primera vez que lo recibimos y la mención fue de plata. Igual, para nosotros es como si fuera la mención de Oro porque solamente ésta existe para el sector público. El oro no es para el sector privado, por lo tanto, es como el primer premio el que nos dieron”.

Solimin ha certificado Normas ISO 9.000-2011 y está en proceso de recertificar las ISO 9.000-2015.

“Todo se da con un plan de trabajo que tenemos de implementación y capacitación a los empleados, cada quince días se les está dando un curso sobre algo. Estamos en constante avance”, señala el empresario.

 

También te puede interesar