Opinión

La minería no tiene espacio para el error

0

Por Néstor “Roly” Olivera

El último hecho accidental ocurrido en Minas Gerais, Brasil; coloca a la Minería moderna y responsable en una situación de atención especial que la obliga a no cometer ningún error tal como lo ha venido haciendo hasta el día de hoy.

El dique de la Mina Feijão, de la empresa Vale, en Brumarinho, estado de Minas Gerais, que colapsó días atrás, tenía bajo riesgo de accidente, según el relevamiento nacional de diques de la Agencia Nacional de Aguas del Brasil (ANA), a partir de informes de la Agencia Nacional de

Minería (ANM), dos entes autárquicos vinculados a los ministerios de Desarrollo Regional y el de Minas y Energía.

Según la titular de Soberanía Popular, se había determinado que no sonaron las alarmas, por eso no se puso en funcionamiento ningún protocolo. De haber funcionado, los resultados hubieran sido menos catastróficos seguro.

Con esto, San Juan debe ponerse de pie, y cuando digo San Juan incluyo a todos los vinculados al sector: Gobierno, exploradoras, productoras y también los camaleónicos proveedores que sólo han demostrado interés por la facturación que llene los bolsillos propios, salvo honrosas excepciones.

Poner a un experto como Machuca al frente de la Policía, fue quizás el mayor acierto de la actual administración; quien ha realizado un trabajo impecable, y superando exponencialmente en calidad a la inutilidad anterior.

Hensel, ha adoptado una actitud más firme con las empresas, algunas apuradas como la de Huachi en la que perdemos la tercera mina más grande del mundo en pórfidos de cobre, y esto porque una carpa de dos jachalleros y cinco foráneos pintaron “Huachi no se toca”. Por lo demás, muy buen trabajo, pero un punto en el “Debe”.

Hay que “encantar a los sanjuaninos” y eso se hace en el mundo de las percepciones, porque lo real está bien encaminado en cuanto a los controles, quizás habría que explicarlos, desarrollarlos, etc. Pero están bien.

Las percepciones se gestionan a través de la Imagen y la Comunicación, y aquí el gobierno tiene que colocarse los pantalones largos y alinear a todos, con un margen de respeto a las individualidades, pero imponerse.

Ha llegado el momento en el que, partiendo de esta crisis externa, sepamos construir la oportunidad de provocar el encanto por la actividad, algo que no se supo lograr por la arrogancia de muchos.

Algunos ejemplos son buenos como las actividades sociales de Yamana bajo la dupla Hernández-Agulles, pero eso no alcanza; se impone mucho, pero mucho más.

 

Fuente: Diario Huarpe

0

También te puede interesar

Más en Opinión