Noticias

“Poner en valor los recursos explorados para consolidar el crecimiento del país”

0

Como Presidente de la Cámara Minera de San Juan (CMSJ) y del Grupo de Empresas Mineras Exploradoras de la República Argentina (GEMERA), el Lic. Mario Hernández comparte sus percepciones sobre la presencia del Lic. Matías Kulfas, Ministro de Desarrollo Productivo de la Nación, en la provincia de San Juan. El líder gremial enfatiza en la relevancia de los proyectos de cobre, así como los requisitos que pretenden los inversores para alumbrar la riqueza del subsuelo sanjuanino. Capítulo aparte para la provincia de Chubut, jurisdicción que se debate por el desarrollo minero.

La visita del ministro Kulfas ha significado un gran espaldarazo para el sector minero ¿Qué opinión tiene al respecto, y hacia dónde se dirige esta industria?

La visita del Ministro de Desarrollo Productivo de la Nación, Lic. Matías Kulfas, ha sido importante en términos generales para la minería de San Juan, otorgando un respaldo fuerte a la industria. De hecho, la visita a la mina Veladero es una buena impresión de estar en vivo y en directo en un emprendimiento industrial de relevancia.

“Desde mi perspectiva, considero que un par de puntos fueron los más importantes en la visita del funcionario nacional. Por una parte, la visión de que la industria minera es parte de la salida, recuperación y reconstrucción pos pandemia en términos de arribo de inversiones para construcción de proyectos, informando el posible impacto de Josemaría. Otro punto donde hizo mucho hincapié es el rol clave de la minería de aquí a futuro para este nuevo mundo asociado a energías renovables y a la reducción de combustibles fósiles. Es aquí donde la utilización de metales en el uso de autos eléctricos, renovables, y la utilización de metales es crítica como los casos del cobre, oro, plata, litio y tierras raras, no solo en San Juan sino a nivel país, sumado al desafío de sumar otras provincias al mapa minero. Además, la minería tiene la posibilidad de sumar y convertirse en un actor cada vez más relevante en materia de complejo exportador.

Los cuatro pórfidos de cobre de San Juan en producción generarían una actividad económica de casi US$1.000 millones anuales en la provincia de circulante en cuanto a salarios, proveedores de bienes y servicios, tributación provincial y municipal y por supuesto que ello se traslada mucho más allá del sector minero. Presentado al ministro Kulfas, ese perfil proyectado a 40 años es con la visión de que hay una producción valorada en US$130.000 millones de exportaciones totales.

No tenemos que olvidar que minería es uno de los ejes industriales de esta provincia, trabajando mancomunadamente con la Unión Industrial, la Cámara de la Construcción y la Cámara de Exportadores, sectores nucleados en la Mesa de la Productividad.

La minería cuenta con un normativo vigente específico. Si consideramos los montos y plazos asociados a los CAPEX, ¿se solicitó algún tipo de facilitaciones al ministro Kulfas?

Ricardo Martínez se refirió a esta temática, de momento que es necesario cumplir con las leyes que tenemos, como la 24196, que no es algo que se exencione, sino establecer un plano de estabilidad, que fue lo mencionado con el ministro Kulfas: contamos con leyes e instrumentos, y debemos buscar de cumplirlos a rajatabla.

En el petitorio presentado entre las diferentes cámaras solicitamos que exista disponibilidad de divisas para poder retornar esa inversión; el grupo de trabajo coordinado por la Secretaría de Minería a cargo del Dr. Alberto Hensel en la Mesa Proyecto por Proyecto se ha estado analizando para que cada emprendimiento reciba su inversión.

Considero que ese es el camino de marcar reglas, que las condiciones estén dadas para que lleguen las inversiones, y aquel que invierta en Argentina pueda recuperar su dinero invertido, que no es algo inmediato. Conocemos los plazos de exploración, construcción –con capital intensivo-, comercialización y la toma de la rentabilidad; se debe asegurar el recupero de la inversión, porque el monto financiado proviene de otros países, así como que se garantice las divisas y la remisión de ganancias. Consideramos que el plan minero nacional está considerando estas condiciones para que ingresen los fondos: en concreto, un flujo de dólares importantes para el país.

El mundo de las finanzas resalta la gran cantidad de fondos disponibles para ser canalizado en diferentes sectores, el minero entre ellos, ¿si no existen flexibilidades se puede perder otra década de oportunidades?

A los exploradores nos mueve el optimismo y también la realidad. Estamos en un momento del país donde es fundamental conseguir inversiones, no solo para financiar el presente, sino para disponer de fondos genuinos para el futuro. Creo que las provincias tienen esto muy claro, así como las autoridades sectoriales de la nación.

Soy optimista, y no creo que tengamos que esperar otros diez años porque las soluciones tienen que darse en los próximos días, y en los próximos años. Es un camino de crecimiento, construir un proyecto, terminarlo y arrancar con otros; eso generará un flujo genuino. Con la cantidad de recursos, Argentina tiene que ponerlos en valor y no seguir viviendo de préstamos, ello consolidará el crecimiento del país.

¿Cómo podría definir la secuencia de proyectos de cobre, y su impacto en la provincia de San Juan?

Esa secuencia se tiene que dar de manera natural: la etapa de construcción requiere de mucha mano de obra, y el esquema ideal sería pasar de un proyecto a otro: están dadas las condiciones para que ello suceda; solo queda generar confianza y certidumbre. Creo que San Juan ha dado señales claras en este sentido, y tengo la sensación de que el gobierno nacional puede acompañar, porque esto es una apuesta fuerte para las economías provinciales con las personas involucradas en el sector de la construcción.

No pierdo el optimismo, y ojalá pueda establecerse una cadena donde cada eslabón sea un emprendimiento que se haga realidad para que, proyecto por proyecto, se generen las oportunidades para la mano de obra de la construcción y luego producción. Y estamos hablando de proyectos de cobre, donde planeamos el escenario para los próximos 40 años. La posibilidad estratégica para el futuro de San Juan está basada en el sector del cobre, junto con los metales asociados y trabajar también en la continuidad de las minas que hoy producen.

¿En qué situación se encuentra la minería en la provincia de Chubut?

Considero que el país está mirando a Chubut en términos de producción minera, para la meseta es imprescindible ya que la actividad económica ha retrocedido significativamente en los años, la falta de infraestructura es crítica, las condiciones de trabajo y el clima son muy duros, esto hace que la minería sea la posibilidad más real para el desarrollo de la meseta. Chubut mira el caso de la provincia de Santa Cruz; en Chubut existe el Macizo Norpatagónico, macizo geológico con un potencial tan rico como el Macizo del Deseado de Santa Cruz.

Chubut puede iniciar la producción minera junto a Río Negro, porque se trata de la misma unidad geológica.

Lo más importante es que haya comenzado el debate, y soy optimista de que se avance porque los habitantes de la meseta lo están pidiendo. Cuando la comunidad se manifiesta y pide el desarrollo minero, es algo fundamental porque se arranca con el apoyo social. Y ello debe ser acompañado y sostenido. Tenemos que ver el futuro de Argentina apoyados en la industria minera.

Fuente: Panorama Minero

CMSJ

Comments

Comments are closed.

You may also like

More in Noticias